«Yo sembraba dos manzanas de maíz y frijol y como vi que no me tenía mucha cuenta empecé a sembrar cebolla, y veo que este cultivo tiene más ganancia; empecé a sembrar por pedacitos, hasta ahora que ya tengo manzana y media de cebolla y me doy cuenta que me sale mejor sembrar (hortalizas), es menos de terreno pero produzco más (ganancia)», aseguró Elmer Adolfo Juárez, productor del Caserío Singüil, Candelaria de la Frontera en Santa Ana.

Don Elmer Adolfo Juárez forma parte de de los 200 productores que la Agencia del Centro de Tecnología Agropecuaria y Forestal «Enrique Álvarez Córdova» (CENTA) atiende con huertos, parcelas de hortalizas y frutales con sistemas de  riego por goteo, aspersión y gravedad.

Don Elmer, al igual que el resto de productores, ha incrementado su productividad y sus ganancias en los últimos años, gracias a la diversificación de su producción con hortalizas y frutas. Muchos de estos productores se dedicaban únicamente al rubro de granos básicos; pero con el apoyo y asistencia del CENTA descubrieron que cultivar hortalizas es una opción sumamente rentable.

Elmer manifiesta que ese proceso de producción le ha sido más fácil gracias al apoyo técnico por parte de la institución. «Yo no tengo más que pedirles a los del CENTA porque me han ayudado con sistema de riego, sistema de aspersión, bombas, y la atención inmediata al solicitarla, aparte de las visitas de rutina que me hacen; puedo decir que sería conveniente que otros productores se animaran a sembrar hortalizas pero que no dejen de sembrar maíz, yo siempre siembro, pero poco, y siembren más hortaliza para que se den cuenta de  lo que les digo».

En total, el CENTA apoya en Candelaria de la Frontera a 500 productores; pero solamente 200 han decidido incursionar en la siembra de frutas y hortalizas. Entre parcelas de hortalizas y huertos suman un aproximado de 35 manzanas con riego a nivel general que asiste la agencia en su zona de influencia.

Según explicó Ronald Martínez, jefe de la agencia en Candelaria de la Frontera, «aquí atendemos a las familias productoras que nos solicitan apoyo y acercamos los servicios y  transferencia de tecnologías para que mejoren su producción y productividad, hemos apoyado con sistemas de riego por goteo y aspersión móviles que nos dieron el año pasado,  estamos prestando una rotocultivadora con la que se prepara el suelo para cambiar de cultivo y tener oportunidad de diversificar o simplemente intercalar hortalizas».

Las tecnologías mediante la asistencia técnica han sido transferidas y aplicadas también por José Rodolfo Herrera, del Cantón El Jute en Candelaria de la Frontera, quien empezó en 2007 con dos tareas (1,257.72 metros cuadrados) y gracias al apoyo de la agencia de ese municipio continúa cultivando hortalizas y frutas.

«Hace unos años atrás el CENTA me brindó ayuda y de dos tareas pasé a sembrar cuatro de hortalizas, a los dos años empecé a sembrar papaya y me fascinó porque a un pedacito le hice como $7 mil; después sembré bastante tomate a cielo abierto. Hoy siembro más fruta que hortalizas, tengo cuatro años de estar sembrando papaya aunque no dejo de sembrar pepinillo y tengo tomate bajo protección», explicó.

En total Rodolfo posee aproximadamente cuatro manzanas cubiertas de riego por goteo entre frutas y hortalizas y está implementando agricultura agroecológica, con el objetivo de producir sano, nutrir el suelo y minimizar los costos de inversión según explicó.

Estas vivencias de las familias productoras son el  resultado obtenido de la asistencia continúa y el  apoyo de las tecnologías agropecuarias y servicios que se acercan a todos los productores del país a través de las 40 agencias de extensión del CENTA, eje prioritario para del Gobierno del Presidente Salvador Sánchez Cerén para mejorar la producción, la productividad y asegurar la alimentación de las familias en el campo.

conversaciones de facebook